jueves, 8 diciembre, 2022

desde 1990

“No ha habido un trabajo bien hecho por Celeste López (NC)”

Comparte esto:

Lo del pleno del viernes en la ciudad de los Faycanes, ciudad que inspiró al palmero, Luis León Barreto para escribir el libro “Las Espiritista de Telde”, una novela traducida a varios idiomas, (alemán, inglés, italiano, francés…), es para un estudio exhaustivo por parte del equipo de programa “Cuarto Milenio”. Lo mejor sin la menor duda fue como terminó la historia, mucho peor hubiese sido, un pleno donde se estuviera dando cuenta de algún accidente con vehículos municipales sin cobertura de seguro alguno.

El mal no fue más allá de dejar ver algunas vergüenzas internas políticas que existen y que le cuesta reconocer a la máxima mandataria. El viernes por la mañana, los dos matutinos daban puntual cuenta de lo que se había hecho desde el departamento de tráfico. Desde allí se encargaron de hacer saber que no son unos “pringaos”, que son unos trabajadores serios y responsables, y si no, que abran el expediente investigador y que se depuren responsabilidades, que ellos ya adelantaron hasta donde llegaron con sus documentos preparados para el pago de las pólizas. La información en sí no gustó del todo a la responsable de Economía y Hacienda, a Celeste López, pues de todos es sabido que en este percance y en algunos más ya mencionados en otros comentarios, (todos relacionados con su concejalía), no ha habido nada que podamos señalar como un trabajo bien hecho por su gestión. Y no se trata de matar al mensajero, esto no tiene ningún extraño elemento venido de otros mundos y afincado en la concejalía para gafarla de tal manera que nada salga adelante, no, no podemos estar en esas historias, si es cierto que nuestras actitudes, aptitudes, nuestro comportamiento con los demás, nuestra poca dedicación al trabajo, la ausencia en uno de la humildad, el engreimiento, todas estas cuestiones impregnadas y sin mostrar síntomas de querer desprenderse de ellas, sobre todo de las negativas, no hacen posible un ambiente habitable, como para poder estar en el camino de ofrecer a la ciudadanía, soluciones a través de su responsabilidad política. Está abocada al fracaso continuado, sí o sí.

El viernes apareció un documento que acreditaba que no había quedado sin cobertura ninguno de los vehículos. Con lo cual, todo parecía que había sido un susto, sobre todo para los funcionarios que tenían la responsabilidad de utilizar cualquier vehículo de motor con matricula, que me imagino que, a más de uno, responsable, se les hizo un nudo en el estómago (por no decir otra cosa), cuando se enteraron que andaban en la calle sin seguro.

No podemos ver esa carta o documento sin conocer que también el día anterior se hizo efectivo el pago de la póliza por un valor de cincuenta y tantos mil euros. Tampoco eso exime de responsabilidad al departamento de Celeste López de ser lentos, patosos en resolver temas de envergadura. Les cuesta moverse en ese departamento. Son muy lentos, insisto. Algunos comentan, rumorean, dicen en las cafeterías, que los empleados, tropas y habilitados no están contentos con el trato que se les da políticamente.

Yo de verdad estoy un poquito mosqueado porque todos los problemas que está teniendo este mini Gobierno, principalmente el equipo de la alcaldesa, no todos, también hay que decirlo, parece que es; la comunicación sin prepotencia, la comunicación normal, la que se debe de mantener cuando usted es un pagado o pagada por la ciudadanía, no creerse lo contrario, que la ciudadanía le debe pleitesía por estar mandando y gobernando, y es una muy mala costumbre que parece que se le contagia a algunos y a algunas cuando están con carguitos, se olvidan que están de paso y que están para servir y no servirse de las circunstancias del momento.

Telde está necesitada de alegrías, de gente guapa que tengan buen rollo en su vida privada y en la pública, que nos gobiernen para hacernos la vida ciudadana más fácil que otras lacras; paro, droga, listas de espera, bastante nos la fastidian ya en el día a día. En esta ocasión solo ha sido un aviso, pudieron haber ocurrido cosas peores, no sean confianzudas y no tienten mucho más a la suerte, aligeren el trabajo y procuren corregir errores, siempre se puede empezar.

Escucha  a Ezequiel López pulsando sobre este enlace

Florentino López Castro

Florentino López Castro

Deja un comentario