martes, 28 septiembre, 2021

desde 1990

FALLECE EN TELDE JUAN ANDRÉS SANTANA PÉREZ

Comparte esto:

La muerte este lunes de Juan Santana Pérez, hermano de Cristo y gemelo con Carmelo (cartero), recientemente fallecido ha llenado de dolor y luto a los muchos amigos que ha dejado tras su muerte. 

Juan ha hecho su vida entre los barrios de El Ejido y San Antonio vivía en su última etapa en la calle Oriente en la zona de Franchy Roca. El amigo Juan era lector habitual en litúrgicas religiosas, llegando a acompañar a los últimos Obispos de la Diócesis de Canarias en la Catedral así como en la Basílica menor de San Juan como hombre de confianza del sacerdote José María Cabrera.

ONDA GUANCHE traslada su más sentido pésame a la familia y amigos.

Descansa en la Paz del Señor, amigo Juan.

Manuel Ramón Santana

Florentino López Castro

Florentino López Castro

2 comentarios en «FALLECE EN TELDE JUAN ANDRÉS SANTANA PÉREZ»

  1. Descansa en paz,Juan Andrés.Si,esa paz que irradiaba llena de mucha prudencia y sobre todo, cargada de generosidad compartida.por propia experiencia lo afirmo, si. Como cura párroco, que lo fui, 1993-2007,de San Juan de Telde, siempre derramó disponibilidad para con la parroquia y por la devoción al Santo Cristo del Altar Mayor. Permíteme que no te diga “adiós”, sino, como creyente, como tú, que te diga: “Hasta luego, Juan Andrés.

    Responder
  2. Pasó por la tierra, siempre con una sonrisa, con mucho amor y sobre todo fe, de ahí el reconocimiento y aceptación de todos, por el ejemplo que humilde y sencillo irradiaba, y así como lector, salmista, comentarista, cantor, acólito…, todo ello en las celebraciones litúrgicas, sobre todo en la santa Misa; amigo que fue de los Sagrarios, de la oración, del amor a la Eucaristía, a la meditación, al estudio de la Palabra de Dios, al silencio… ¡Cuántas veces lo llegué a descubrir cuando se acercaba a comulgar, oculto al final del templo entre la feligresía en Lomo Magullo, en una de ellas últimas se llevó uno de mis últimos libros publicados: “El Guanche San Agustín”, con Prólogo de Javier Gil y de más de 300 paginas, que seguro se lo ha llevado -su contenido- al Cielo, donde se ha encontrado con el que fue el centro de su vida: Dios, y ruegaa l mismo por nosotros.

    Responder

Deja un comentario