QUINTA COLUMNA: Alejandro Ramos – Magno, está de vuelta…

Comparte esto:

Los socialistas de Telde están de enhorabuena. Su líder emergente Alejandro Ramos (disperso durante largos meses de este mandato), está de vuelta. Ha recuperado el brío y la frescura con la que se aupó “al alimón”, a la Secretaría General y portavocía de su partido primero (en la oposición), para irrumpir luego en el salón de Plenos con cuatro concejales de gobierno.

Como su homónimo Magno, también Alejandro, Rey de Macedonia cuyas conquistas y extraordinarias dotes militares le permitieron forjar, en menos de diez años, un imperio que se extendía desde Grecia y Egipto hasta la India, Ramos ha conseguido en poco tiempo registrar uno de los mejores resultados en la historia de su partido (PSOE), en la ciudad.

Con un ejército pequeño (unos 30.000 infantes y 5.000 jinetes), Alejandro Magno se impuso invariablemente sobre sus enemigos, merced a su excelente organización y adiestramiento, así como al valor y al genio estratégico que demostró; las innovaciones militares introducidas suministraban ventajas adicionales. Con un partido pequeño (unos 200 afiliados y 100 simpatizantes censados), Alejandro Ramos se impuso en las urnas a sus adversarios merced a su estrategia política y determinación con la que actuó tanto en sus años de oposición como en la campaña.

El único líder socialista que no sucumbe al efluvio de Nueva Canarias

Alejandro Ramos, continúa haciendo historia. Es el único líder socialista en la historia de Telde que no se ha doblegado al dictado de Nueva Canarias, logrando mantener inmaculado su criterio inicial.  El último ejemplo lo encontramos con el empecinamiento de “la arrolladora” Carmen Hernández, de hacerse con la Asesoría Jurídica, una delegación en manos del PSOE desde que se firmó el pacto en junio de 2015. Ramos sigue apostando por este gobierno, y en particular, por la alianza que firmaron con NC, pero deja claro que no está dispuestos a que se les trate como si fuera un simple convidado de piedra.

Ramos ha comunicado a la alcaldesa que todo se va a quedar como estaba, que cada partido conserve las áreas que se repartieron cuando se firmó el pacto, en verano de 2015, y que, por tanto, la Asesoría Jurídica siga bajo la coordinación del edil y portavoz de los socialistas. En la Asesoría Jurídica radica la disputa. La “arrolladora” quiere ocuparse de ella con o sin compensación para el PSOE. Y, por su parte, los concejales socialistas están dispuestos a romper si lo acordado en su día en el pacto se lo quitan sin más. No consentirán un decretazo.

Presión de la “arrolladora”

Pero Carmen “la arrolladora” Hernández, no acepta un NO por respuesta, aún tiene muy vivo los años de mayorías absolutas de su idolatrado (y condenado por corrupción política Paco Santiago), haciendo lo que le daba la gana con todos, especialmente con el PSOE, y ya ha orquestado una operación de acoso y derribo para minar al grupo socialista La alcaldesa imputada, Carmen Hernández, quiere dejar al PSOE con las concejalías denominadas “Marías” que no dan réditos ni votos y las rentables políticas se las quiere repartir entre su organización y CC.

Estupendo trabajo de Ramos en la Asesoría Jurídica

Ramos (que es abogado de profesión), ha realizado un estupendo trabajo en la Asesoría Jurídica, donde destacan la finalización de los pliegos administrativos para la contratación de servicios en este área -la primera vez que ocurre en Telde-, el control del gasto con la petición de un presupuesto previo para la adjudicación de trabajos y el ahorro de tres millones de euros en sentencias dejan a este departamento en una idónea situación, por lo que se entiende menos el empeño de  la «arrolladora» en esta delegación.

¿Y ahora qué? Pues no pasa nada, salvo que el PSOE de Telde con Ramos-Magno a la cabeza, acaba de sacudirse más de treinta años de sumisión rancia nacionalista de NC… Eso sí, en las manos de Ramos está evitar su temprana muerte (política), como le ocurrió a su homónimo Magno a los 33 años, víctima del paludismo, que le impidió consolidar el imperio que había creado y relanzar sus conquistas. El imperio no sobrevivió a la muerte de su creador. Se desencadenaron luchas sucesorias en las que murieron las esposas e hijos de Alejandro, hasta que el imperio quedó repartido entre sus generales.

Telde sigue sin firmar el convenio con el Cabildo para las ayudas de emergencia

Comparte esto:

A poco más de un mes para que finalice el año, cuatro de los principales ayuntamientos de la Isla, Las Palmas de Gran Canaria, Telde, Santa Lucía de Tirajana y Santa Brígida siguen sin firmar el convenio con el Cabildo de Gran Canaria para poder acceder a las ayudas de emergencia social destinadas a las personas con menos recursos de estos municipios.

Así lo ha confirmado la propia Consejería de Política Social y Accesibilidad del Cabildo en contestación a una pregunta formulada por el Grupo Popular, en la que señala que, a fecha 14 de noviembre, estos cuatro ayuntamientos, donde se concentra la mayor parte de la población de Gran Canaria, no habían suscrito todavía el acuerdo con el Cabildo para solicitar estas ayudas.

Según el portavoz del Grupo Popular en la Corporación insular, Felipe Afonso El Jaber, este retraso significa que “muchas familias sin recursos de estos cuatro municipios difícilmente podrán contar este año con una ayuda fundamental para poder cubrir sus necesidades más básicas”.

Para el portavoz del PP, “este es un ejemplo más de cómo están funcionando los gobiernos tripartitos, cuatripartitos y pentapartitos en el propio Cabildo y en distintas administraciones locales de Gran Canaria, a las que exigimos que se pongan las pilas y hagan sus deberes de una vez para activar cuanto antes una línea de ayudas absolutamente prioritaria si queremos garantizar unas dignas condiciones de vida a las personas más desfavorecidas”.

La demora en la activación de estas ayudas de emergencia por parte del Cabildo también ha afectado al resto de municipios de la Isla, pues hasta el pasado mes de septiembre no comenzaron a firmarse los correspondientes convenios, dejando abandonadas a su suerte a muchas familias en claro riesgo de exclusión social.

“Es verdad que en muchos casos son pequeñas cantidades, pero suponen una enorme ayuda para mucha gente que por su difícil situación económica no pueden hacer frente a gastos de alimentación, vestido, higiene.., o al pago de los recibos de agua y luz”, recalca Felipe Afonso El Jaber.

Hay que recordar que estas ayudas de emergencia social se tramitan a través de un convenio de colaboración entre la Institución insular y los ayuntamientos de Gran Canaria, donde se establecen los criterios de distribución de los fondos en función, principalmente, de la población censada y el índice de desempleo.

Hasta ahora, estas ayudas de emergencia, gestionadas a través de los servicios sociales municipales, eran tramitadas a principios de año por el Cabildo. En 2015, el anterior gobierno insular incluso adelantó los plazos con el objetivo de garantizar la distribución de estos fondos lo antes posible, lo que permitió que muchos municipios pudieran atender las primeras solicitudes en el primer trimestre del año.

El PP de Telde denuncia graves deficiencias en Jinámar

Comparte esto:

A finales del mes de Octubre en visita efectuada  a diferentes zona del Valle de Jinámar y acompañados de vecinos del lugar pudimos comprobar las muchas y graves deficiencias en que se encuentran la mayor parte  de los equipamientos públicos en cuanto a  Limpieza, aceras en mal estado,  falta de poda en los arboles, jardines  sin adecentar, bancos  muchos de ellos rotos, alumbrado público deficientes, canchas deportivas defectuosas  etc.

Hace más de un año que finalizó  la primera fase de la rehabilitación de esta zona del Valle de Jinámar y aún sigue allí la oficina móvil de la empresa pública Fomentas dando un aspecto de total abandono y ocupando un espacio en la acera por la que transitan los vecinos.

Todo lo arriba expuesto son solo algunos ejemplos del estado de abandono en el que se encuentra el Valle de Jinámar muchos de ellos trasladados por los vecinos y vecinas que además nos trasladaron también  su preocupación ante la falta de atención por parte de las administraciones publicas. Por todo ello solicitamos el voto favorable de los Concejales/as de la Corporación  para el  acuerdo lo siguiente:

1º.-  Que los técnicos municipales elaboren informes exhaustivo  de las deficiencias que antes citamos.

2º.- Que el Ayuntamiento de Telde solicite al Gobierno de Canarias y al  Cabildo de Gran Canaria una partida  específica en los presupuestos donde se destinen la cantidad económica para poder llevar a cabo las actuaciones  necesarias para la zona.

3º.- Que se  celebre un Pleno monográfico sobre el Valle de Jinámar para debatir sobre cómo abordar las diferentes cuestiones  del barrio.

«Morales también cuenta turistas»

Comparte esto:

Hace escasas fechas, el presidente de Nueva Canarias (NC), Román Rodríguez, se descolgó con unas manifestaciones en las que criticaba duramente la política turística del Gobierno de Canarias pues, a su juicio, se limitaba a “contar turistas”. El dirigente nacionalista mostraba además su preocupación por la indolencia del Ejecutivo autonómico, que según él está dedicando a “vivir de las rentas” en vez de aprovechar el buen momento que atraviesa la principal industria turística del Archipiélago para incrementar la competitividad del destino.

No entro a valorar si le falta razón o no al presidente de NC, pero bien se podría aplicar el conocido refrán de ‘Consejos vendo que para mí no tengo’. Y es que todo aquello que denunciaba Román Rodríguez hace apenas un mes podría servir igualmente para describir la errática política turística que está llevando a cabo su partido, con Antonio Morales al frente, en el Cabildo de Gran Canaria.

Transcurrido ya un tercio de mandato, la política turística del gobierno Tripartito (NC-PSOE-Podemos) no puede ser más pobre y desoladora. Los hechos hablan por sí solos.

Gran Canaria está en cifras récord de llegada de turistas, algo que sucede en toda España producto del aumento de la competitividad del sector (España lidera desde 2015 el ranking mundial de competitividad turística que elabora el Foro Económico Mundial, cuando en 2011 ocupábamos la octava posición) y de factores ligados a la inestabilidad política en países como Turquía y otros competidores del Norte de África frente a la seguridad que ofrece nuestro destino.

Pese a ello, la prioridad del Tripartito por el turismo en estos primeros 17 meses de mandato se podría resumir en una única medida estrella: su empeño por instaurar una injusta y contraproducente tasa turística a la que se opone todo el sector, ya castigado por la subida del IGIC impuesta por el Gobierno de Canarias (CC-PSOE).

Lamentable también es que el Plan de Modernización, Mejora e Incremento de la Competitividad del sector turístico de Maspalomas Costa Canaria lleve meses paralizado por una denuncia interpuesta antes de las elecciones por el concejal de su partido en el Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana, Ángel López, quien hoy ostenta el cargo de asesor político en el Patronato de Turismo de Gran Canaria, organismo que lleva la política turística del Cabildo. Entiendo que es el premio que le ha dado Antonio Morales y, obviamente, el asesor hace lo que quiere el asesorado.

Este asunto no es baladí, pues quienes, por responsabilidad institucional, deberían defender los intereses turísticos de Gran Canaria son los mismos que se han dedicado a boicotear y poner zancadillas al desarrollo de nuestro principal motor económico. Las consecuencias no pueden ser más catastróficas: inversiones millonarias bloqueadas y más de una docena de proyectos de rehabilitación en el limbo pese al evidente deterioro de numerosos hoteles, complejos de apartamentos, infraestructuras de ocio, centros comerciales y otros espacios públicos.

Este recurso jurídico de NC (resulta impensable que en otra isla un partido político tire piedras contra su propio tejado) está frenando proyectos de rehabilitación que, además de generar mucho empleo, son absolutamente fundamentales para mejorar la calidad de nuestro destino mediante importantísimas inversiones de muchos millones de euros.

Así pues, es evidente que el comportamiento de NC en relación a este asunto está generando un enorme daño a Gran Canaria.

Podríamos hablar también del Consorcio de Rehabilitación Turística, que el presidente del Cabildo ha sido incapaz de reactivar en el primer tercio de su mandato, tramitándose la modificación de los estatutos a paso de tortuga y perdiendo un tiempo precioso para mantener vivo el necesario proceso de modernización y mejora de la zona turística de San Bartolomé de Tirajana, municipio que recibe cerca del 25% de los turistas que visitan el Archipiélago.

Otro gran asunto sin resolver es la ordenación del entorno del Oasis de Maspalomas, que sigue bloqueada por la inacción de Antonio Morales, incapaz pese a sus muchas promesas de encontrar una solución de consenso que permita a un tiempo defender el interés general, respetar los valores naturales de la zona, facilitar la modernización hotelera y mantener los puestos de trabajo en el establecimiento de RIU, tal y como se recogía en la moción aprobada en el Pleno de marzo. Esto demuestra además que el presidente ha faltado una vez más a su palabra, que hizo que el Grupo Popular le diera un margen de confianza que, de seguir así, tendremos que replantearnos.

Si negativas son las consecuencias para la rehabilitación, tampoco se ha hecho nada para remover los obstáculos que están frenando la nueva inversión. En este mandato ha desaparecido del discurso y de la agenda del Cabildo la reivindicación de acabar con la prohibición de la Comunidad Autónoma a la construcción de nuevos hoteles de 4 estrellas, lo que está provocando que muchos turistas opten por viajar a otras islas ante la falta de este tipo de oferta hotelera, la más demandada por nuestros visitantes. Restricciones, en definitiva, que perjudican a todos las Islas pero especialmente a Gran Canaria, por lo que debemos exigir al Cabildo una acción política más activa y reivindicativa en relación a este asunto. De lo contrario, algunas islas seguirán recibiendo cada año casi 1,5 millones más de turistas que Gran Canaria.

Con este raquítico balance en materia turística, sorprende sobremanera que Antonio Morales quisiera tapar sus vergüenzas en la reciente World Travel Market de Londres culpando de su propio fracaso a “las guerras empresariales” y a maniobras políticas contra Gran Canaria por parte del Gobierno regional, con quien, sin embargo, se muestra encantado y feliz compartiendo promoción en las principales ferias turísticas del mundo, incluida Fitur, apoyando así un cambio de estrategia que no nos beneficia.

Excusas de mal perdedor que sólo buscan generar ruido político para intentar disimular ante la opinión pública su falta de proyecto para convertir a Gran Canaria en el principal destino turístico del Archipiélago.

Y es que una cosa es predicar y otra dar trigo. Lo fácil siempre es criticar lo que otros hacen mientras uno prefiere dedicarse la vida contemplativa, es decir, sentarse a contar turistas, vivir de las rentas, aprovechar la inercia del trabajo anterior, atribuirse logros de otros y colgarse medallas que en ningún caso le corresponden.

El ejemplo más ilustrativo del famélico balance de Antonio Morales en materia turística  lo encontramos en el Faro de Maspalomas, Bien de Interés Cultural desde 2005 e icono centenario de la Isla, rodeado de vallas herrumbrosas y cerrado al público por la incompetencia del gobierno Tripartito, derrotado por la aparición de termitas e incapaz de ejecutar un proyecto de rehabilitación que se encontraron ya hecho y que lleva 16 meses paralizado.

Como decía al principio de este artículo, la industria turística de Gran Canaria atraviesa en la actualidad una etapa de vacas gordas. Nuestro privilegiado clima, la inigualable belleza de nuestro paisaje, las kilométricas playas de arena dorada, la magia de nuestros cielos, nuestra exquisita gastronomía, la capacidad de nuestras infraestructuras, la calidad de nuestro sistema sanitario, el Roque Nublo, las Dunas o el carácter afable y hospitalario de la gente de Gran Canaria están, afortunadamente, por encima de las políticas turísticas, pero estamos perdiendo un tiempo precioso para generar mucho más empleo y atraer un turismo mejor en cantidad y calidad.

Felipe Afonso El Jaber, portavoz del Grupo Popular en el Cabildo de Gran Canaria

Sonsoles Martín (PP): «Las personas más vulnerables no son una prioridad de este gobierno”

Comparte esto:

Telde, entre los pocos municipios de la isla de Gran Canaria que a fecha de hoy no ha firmado el convenio de ayudas de emergencia social entre ambas instituciones, tal y como consta en la respuesta del 14 de noviembre de la  Consejería de Política Social de la institución insular.

El Ayuntamiento de Telde no ha enviado aún la certificación del acuerdo plenario que se celebró el pasado 28 de octubre. Nos parece una grave irresponsabilidad que la institución municipal necesite más de 3 semanas para enviar un certificado del pleno, máxime cuando se refiere a un tema tan sensible como las ayudas de emergencia social.

A día de hoy el Cabildo de Gran Canaria tiene más de 500 ayudas tramitadas de otros municipios que han sido más ágiles a la hora de enviar la documentación. ¿Cuántas ayudas ha perdido ya la ciudad, sobre todo teniendo en cuenta que el criterio de distribución de las ayudas de este año era el orden de llegada de las mismas?

Este hecho demuestra una vez más la falta de sensibilidad que tiene Carmen Hernández y su corporación con las personas más vulnerables. La inestabilidad del gobierno y más concretamente la que está sufriendo la concejalía de Servicios Sociales con los cambios permanentes de concejales delegados del área tienen estas consecuencias para las familias más necesitadas.